sábado, 17 de mayo de 2014

Una Obsession muy musical!

Hola amigos!
En esta ocasión os quiero enseñar un trabajo profesional de los de alto nivel. Nada que ver con las ñapas a las que os tengo acostumbrados/as vamos...
Corrían los años noventa y yo tenía algunas aspiraciones musicales; estudiar y aprender los estilos que más me gustaban y llegar a tocar el bajo a un buen nivel. Y para eso quería ayudarme de un equipo profesional. Yo había empezado tocando con un bajo Samick tipo precision ajustado "mu malamente", y antes de ir a la mili me gasté la pasta que había ahorrado para el servicio en un bajo Washburn modelo Status. Estaba bien pero ya imaginaba que no iba a ser el definitivo... 
Entonces no había internet como lo conocemos ahora pero por suerte topé con Jerzy Drozd. Él había tocado con la gente que estaba yo y en una visita al local me invitó a pasar por su taller para ver su trabajo.
Solo entrar por la puerta me embriagó el olor a madera y de los productos que utilizaba para fabricar los bajos. Y al ver lo que tenía; bajos construidos, a medias, tablones, herramientas, etc. me quedé maravillado.
Creo que lo primero que le dije fue si necesitaba a alguien para trabajar... Respondió con una sonrisa y diciendo que era lo que le preguntaba casi todo el mundo que iba al taller.
Me mostró las disponibilidades que había en cuanto a modelos, electrónica, pastilla, maderas, número de trastes y de cuerdas, acabados, precios y plazo de entrega. 
Y años más tarde, allá por el 97, y con el dinero ya en la "butxaca" , me presenté allí con el catálogo sobado y resobado (por mí) que me había dado y una lista de lo que quería exactamente. 
Así que ese verano me construyó mi Obsession!


Esta es la primera vez que fui a ver como iba la cosa. Como se puede observar la tapa del cuerpo es cebrawood y el el mástil de cinco piezas alternando vengué y bubinga. También se pueden ver los refuerzos de grafito.


El cuerpo es de nogal americano. Aquí ya estaba hecho el fresado de la circuitería.



Aproveché para hacer "unos afoticos" a los cacharricos que tenía por ahí...


 Y el día que me lo entregó que estaba yo de un contento que no se podía aguantar...


Hace ya tiempo le hice una limpieza y ajuste con cambio de cuerdas...


Aquí se puede ver la megacircuitería activa de 3 bandas.


Pulido, nivelado de trastes y aceitado. Sus pastillas bartollini...






Y ya montadito...


Detalles de la madera. Elegí un acabado al aceite para un tacto más natural. En esta ocasión también hidraté la madera.





Tuve suerte con la veta de la madera ya que salió bastante separada y me gusta más así.


Detalles del fresado para el jack, el puente (un poco gastado), las "bartolas" y los potes; volumen, cambio de pastilla, graves, medios y agudos. La palanquita controla la frecuencia de los medios; 400hz ,600hz u 800hz.






Anclajes de seguridad











Elegí la tapa de la circuitería en madera, 













Hace unos días concerté una cita para que le diera un repaso al "yayo" y me lo dejó canela fina. Después de dar una vuelta por su página web (http://www.jerzydrozdbasses.com/es/) me quedé alucinado de como ha mejorado lo que a mí ya me parecía inmejorable. Y una cosa es verlo en fotografía y otra en vivo y en directo. Qué maravilla de trabajo! Qué acabados! Qué nivel! Es increíble como trabaja este hombre. Por eso tantos grandes bajistas llevan un instrumento suyo. 
He observado que hay mucha gente que "flipa" con bajos de marcas que no diré, pero si llegaran a tener una de estas joyas en sus manos cambiarían sus preferencias fijo.
En definitiva; unos bajos que probablemente valgan más de lo que cuestan económicamente... Y un luthier del que se puede fiar uno al 110%.
Gracias!


Publicar un comentario